El pelirrojo esta de moda.

Hasta ahora pocas eran las atrevidas que caían en la tentación, pero este color está arrasando y va a seguir siendo el rey indiscutible de esta temporada por un buen tiempo.

Emma Stone, Lana del Rey, Ammy Adams, Sophie Turner,  son solo algunos ejemplos de Vips que han despuntado por su estilo y su color de pelo. Naranja, rojizo, cobrizo, el pelirrojo es tendencia

Con un amplio abanico de colores podemos hacer múltiples mezclas. Desde rubio cobrizo a castaño rojizo.

Una tonalidad que a pieles blancas y cabellos finos les aporta un plus de vitalidad. Crea  un efecto instantáneo de calidez en el rostro y dulcifica las facciones, lo que hará parecer a nuestra melena más jovial y rejuvenecida.

A continuación os mostramos los tres pelirrojos más deseados.

Pelirrojo Calabaza.

Mezclando tonos rojos y naranjas creamos el Pumpkin  Hair, apto para todo tipo de cabello, edad o estilo.  Si se aplica de forma uniforme  el resultado es de lo más brillante.

Alegre, favorecedor, vibrante y atrevido, no deja indiferente a nadie. Si tu intención es llamar la atención no lo dudes, este es tu color.

Pelirrojo Mandarina.

El más parecido al pelirrojo real, en base rubio cobrizo claro. Añadiendo iluminaciones tipo Balayage o Babylights creamos distintas tonalidades y el resultado es absolutamente natural.

Hay que tener en cuenta que este tono solo es apto para bases rubias que alcancen colores muy altos, con lo cual en una base oscura no conseguiremos el los tonos pastel llamados  peach o tangerine. 

Pelirrojo Cereza.

A las morenas también les sientan bien los tonos cobrizos. El pelirrojo para cabello oscuro está hecho con tonos cereza, rojo rubí y cobrizo oscuro.

En bases castañas o morenas nos aporta intensidad y combina a la perfección con pieles aceiutunadas, y bases castaño chocolate. 

Se puede aplicar íntegro, o con la técnica Balayage o bien crear un bonito Ombre Hair oscureciendo raíces y aclarando medios y puntas.

Como único contra hemos de decir que son pigmentos de color muy delicados y pierden bastante intensidad en los lavados.

Para mantener un cobrizo a raya hay que aplicar el color cada 4 o 5 semanas para y volver a intensificarlo. Obviamente lavaremos el cabello con un champú sin sulfatos, aunque esto último lo recomendamos siempre, lleves el cabello coloreado o sin colorear.  

Tienes alguna pregunta? Quieres pedir cita?

Llámanos. Intentaremos resolver cualquier duda que tengas.